Ravell pide a Defensor del Pueblo que le defienda sus DDHH mientras él irrespeta el de los demás

15 May, 2015 | Haga un Comentario

Alberto Federico Ravell, quien nunca reconoció ni respeta derechos de los demás, ahora pide que lo ayuden y que le defiendan sus derechos humanos, cuando no le importa calumniar a cualquier persona a través de su portal web lapatilla.com, arma comunicacional que dispara mentiras.

Ahora, que el Presidente de la Asamblea Nacional Diosdado Cabello lo demanda ante un tribunal por violar su derecho humano al honor y a la dignidad al acusarlo como narcotraficante, sin pruebas, de la manera más alegre y cobarde. Este se queja de que le impusieron medidas restrictivas de libertad, sin embargo no reconoce que cometió un delito grave contra un alto funcionario venezolano, por consiguiente también ataca a la Nación. No sólo atropella a Diosdado, sino a todo un pueblo desde hace varios años, cuando él participó impunemente en el Golpe de Estado del año 2002, a través de la que era su herramienta golpista “Globovisión”, contribuyendo con la desestabilización de un país al cual él le debe haber nacido.

Es bien conocida su actitud violenta y abusadora, pues está acostumbrado a irrumpir y amedrentar a otros periodistas, como ocurrió hace un tiempo con Boris Castellano de VTV, entre otros.

Ravell pidió a Saab concederle una última pregunta: “A nosotros como directivos de medios de comunicación de Venezuela nos están dictando una prohibición de salida del país, y eso implica ir todos los viernes a un juzgado con todos los delincuentes, somos 22 personas vinculadas, yo admito perfectamente que el presidente de la Asamblea pueda entablar una denuncia en contra de cualquier medio de comunicación pero yo apelo a ese exceso que significa prohibirnos a los periodistas salir del país, en mi caso yo estoy vinculado con un canal en Colombia o sea que tengo que venir todos los meses dos y tres veces, eso me inhabilita para trabajar y me parece una medida excesiva, así que hoy vengo a apelar al amigo y al Defensor a que me defienda, yo espero que esta gestión sea positiva”. Al finalizar su intervención el periodista dijo “Soy Alberto Ravell, director de La Patilla, uno de los medios que está siendo demandado por el presidente de la Asamblea Nacional por beneplácito del gobierno”.

Ravell, muerto de la envidia y sin estar invitado a la rueda de prensa (coloquialmente conocido como “arrocero”) ofrecida por el Defensor del Pueblo Tarek William Saab en la ciudad de Bogota, quiso montar un show mediático, sin imaginar el saludo respetuoso y cordial que el Defensor emitió. Tampoco se imaginaba la respuesta de que sus derechos humanos serían defendidos como los de cualquier venezolano o venezolana, pues la Defensoría del Pueblo, trabaja para defender a todos los venezolanos, sin distinguir posiciones políticas, hecho que le debe costar reconocer pues su personalidad fascistoide no se lo permite.

Contradictoriamente, dijo: “Yo nunca me siento perseguido, yo más bien he estado acostumbrado a dar la pelea en cualquier terreno y con Tarek he tenido una amistad de toda la vida y por eso aproveché que él estaba aquí para escuchar su opinión”.

Bien por el Defensor del Pueblo, quien una vez más, deja en alto al Estado Venezolano, a través de sus actuaciones, al responderle: “La Defensoría ha estado pendiente de que se les respeten sus derechos humanos porque ese va a ser mi trabajo, tengo la autoridad para ello, son casi 36 años dedicados a esta materia, fui redactor del título de derechos humanos de nuestra Constitución, yo no voy a hacer algo contrario a nuestra historia, si me toca Ravell defender los DDHH de tu persona o de cualquier otro venezolano ten la seguridad de que lo voy a hacer”.

De esta manera, quedó desmovilizado Ravell ante su intención de querer sabotear la rueda de prensa del Defensor del Pueblo venezolano.


¡No a la impunidad!

@DifundeLaVerdad