Operación Tenaza

02 Nov, 2015 | Haga un Comentario

Por: José Vicente Rangel

El Espejo

Creo que fue la canciller Rodríguez la que utilizó el término con el propósito de graficar lo que cada día es más evidente. Me refiero a la situación que afronta Venezuela con dos de sus vecinos, Colombia y Guyana, en momento de dificultades. Porque no hay duda de que Venezuela es un objetivo asediado. Factores poderosos, internos y externos, tienen al país en la mira. No pasa un día sin que haya algún tipo de agresión en su contra. Quien escribe no recuerda algo similar en el pasado. De una nación acosada por múltiples factores que emplean vastos recursos para llevar a cabo la desestabilización. La coordinación de esfuerzos en el mundo y el cinismo de dirigentes políticos, empresarios, parlamentarios, ex presidentes y ex jefes de Estado, instituciones, sin información debidamente verificada, acerca de lo que sucede en el país, no tiene precedentes. La conjura no tiene fronteras. Acentuada ahora con motivo de la celebración, en pocas semanas, de unas elecciones a las que los detractores le asignan connotaciones que van más allá de lo que institucionalmente representan. Por eso es que las expectativas en torno a ellas conducen a que un triunfo de la oposición equivaldría a un cambio inmediato de gobierno y al fin del proceso bolivariano. Que en el fondo es lo que persiguen.

Ante esta situación, ¿qué lectura tiene la actitud de vecinos como Colombia y Guyana? La más inquietante. No la de vecinos respetuosos. Colaboradores. Todo lo contrario. En Colombia se extrema una actitud de desprecio hacia lo venezolano; hacia sus instituciones, su política y los procesos sociales que se cumplen. Todo ello con una ambigüedad grosera. Mientras por un lado repiten el manual de los abrazos hipócritas, por otro auspician el contrabando de productos venezolanos, petróleo, comida, artículos del hogar, sin importarles el desabastecimiento que generan en Venezuela, y deliberadamente ignoran el desplazamiento de paramilitares o facilitan el ataque al bolívar. A lo anterior hay que agregar las voces guerreristas que se manifiestan en medios de comunicación que no ocultan su antivenezolanismo. Pero también, y quizá sea lo que más importa: el rearme de la Fuerza Armada colombiana -justo cuando está a punto de culminar la guerra interna-; la adquisición de sofisticados y costosos equipos bélicos; la asesoría norteamericana, in situ, en las bases que funcionan del otro lado de la frontera, y la manera como el alto mando castrense asume un plan elaborado por el Pentágono -Minerva- para alcanzar mayor operatividad y eficacia ante la amenaza exterior. ¿Contra quién se arma cuando prácticamente concluye la guerra interna?

Guyana, nación que siempre gozó del aprecio del Estado venezolano y con la cual existe un diferendo territorial manejado con respeto, tanto por los gobiernos venezolanos como por anteriores gobiernos guyaneses, se lanza ahora a una ofensiva desafiante contra Venezuela recurriendo a la mentira. Su actual presidente, David Granger, oficial entrenado en la Escuela de las Américas, vinculado a EEUU, no solo utiliza una agresiva campaña verbal contra su vecino, de distorsión de hechos y realidades, sino que ha optado por reorganizar su Fuerza Armada; entrena en el Esequibo con asesoría norteamericana; potencia su aviación y ya anuncia una política armamentista para repeler un supuesto ataque militar venezolano. Que solo existe en los planes que elabora, conjuntamente, con el Pentágono. Tutelaje evidente, como también lo es el propósito de servir de instrumento de provocación. Lo que describo es para alertar al pueblo y al Gobierno venezolanos sobre la “operación tenaza”. Nada más.

Laberinto

Las posiciones y gobiernos progresistas, partidarios del cambio social y la revaluación del ser humano, son una obsesión para las fuerzas conservadoras en cualquier lugar del mundo, naciones latinoamericanas, asiáticas o en el propio Vaticano. La reacción de sectores tradicionalistas de la Iglesia Católica contra el mensaje de Francisco no se hizo esperar. Se puso en marcha desde que el Papa tocó con audacia temas vedados en el ámbito del dogmatismo. El momento escogido, después del trascendental discurso del Pontífice en la ONU, fue la reunión del Sínodo para tratar el tema de la familia. Ante el cual obispos conservadores se quitan la máscara y arremeten contra Francisco, liderados por el cardenal de Madrid Rouco Varela y 12 más, entre los que figura el cardenal venezolano. Recién comienza la operación para defenestrar a Francisco y apagar la llama de la verdad que él encarna. Comienza con el empleo de infamias. Ya dicen que tiene un tumor maligno en el cerebro…

¿Por qué si la oposición está tan segura de ganar las elecciones del 6-D se niega a firmar un acuerdo de respeto al resultado? Le doy vueltas a la cabeza y no entiendo, y con las explicaciones de los voceros de la MUD, menos lo entiendo. Pero todos cuantos comparten la misma curiosidad mía atribuyen lo que ocurre a la determinación de los dirigentes de la MUD de tener libres las manos para actuar el 6-D, cuando se conozca el resultado procesado por el Consejo Nacional Electoral. Esta actitud confirma las dudas del alto mando opositor acerca de lo que actualmente considera será una victoria segura. De no ser así, firmaría cualquier acuerdo sin pestañear…

Esa duda está reforzada por la declaración de un jefe de la MUD que plantea no aceptar un resultado distinto al que arrojen las actas firmadas por sus testigos. ¿Cómo es eso? ¿Quiere decir que el escrutinio del organismo rector está supeditado al resultado que arrojen lo que procesan los funcionarios partidistas? Con tan novedoso aporte a la praxis electoral todos los participantes podrían alegar lo mismo, con lo cual se impondría el caos. Es decir, lo que buscan la MUD y otros. Porque la decisión de cantar fraude como sea ya fue tomada, y el argumento de que el acuerdo de respeto al resultado comicial debe ser consensuado, es una excusa sin valor alguno. Es la hoja de parra que oculta la obscenidad del destape…

Contra Rafael Ramírez arremetió -más que contra él, contra el proceso bolivariano- The Wall Street Journal a través de mercenarios que basan su información en una presunta investigación de organismos norteamericanos. No podía ser de otra manera: el combo EEUU/medio de comunicación operando con la mirada puesta en el 6-D. Lo advertí en esta columna y en mi programa de televisión. Se trata del plan concebido para el remate de campaña, elaborado por la oposición con asesoría gringa, para desacreditar al gobierno de Maduro, al chavismo, e instituciones como el CNE y la Fiscalía, dirigidas por funcionarias honestas como Lucena y Ortega, con el fin de cuestionar moralmente. El ventilador está prendido…

Novedosa doctrina electoral: Miguel Henrique Otero dijo en una asamblea del PP español: “Regímenes totalitarios utilizan la figura de las elecciones para aparentar legitimidad”. Se le reventó el cerebro, y, de paso, embiste contra los procesos electorales, los descalifica e, indirectamente, sugiere la opción del golpe contra gobiernos progresistas, producto del voto popular…

Los únicos militares que le gustan a la oposición -y a sus voceros- son los de Plaza Altamira/2002…

La campaña electoral entró en su etapa final: la de los bribones tarifados. Hacen cola para vender infamias…

Lovera: 50 años del horrendo crimen que pesa sobre la IV República. Algunos que hoy integran la oposición participaron o fueron cómplices. La fecha aniversaria fue conmemorada donde apareció el cadáver torturado, una playa de Lechería.

Por: José Vicente Rangel / jvrangelv@yahoo.es / @EspejoJVHOY

@DifundeLaVerdad